Roberto González Ucelo quedó libre de una injusta orden de captura

IMG_2632

Roberto González Ucelo  presidente del Parlamento Xinka y Mayordomo de la Comunidad Indígena Santa María Xalapán, Jalapa quedó libre de una orden de captura girada en su contra durante el estado de sitio impuesto por el gobierno de Otto Pérez Molina en mayo de este año.

González estaba siendo perseguido y criminalizado por el gobierno injustamente y privado de su libertad, porque aunque no fue apresado, desde mayo, no podía salir de su comunidad. Hoy decidió, junto a otros líderes y una lideresa comunitaria presentarse ante los tribunales de justicia y justamente le quitaron la orden de captura en su contra al declarar la falta de  mérito los delitos de que se les acusaba.

El Comité de Unidad Campesina –CUC- se congratula con Roberto González Ucelo y los demás compañeros y compañera a quienes se le anuló la orden de captura.

Consideramos que esta vez actuó con apego al Estado de Derecho el juzgado de Jalapa a donde se presentaron dichos líderes y compañeros de lucha.

¡Se la robaron! (caso Sierra Santa Cruz, Izabal)

Les compartimos este artículo de la periodista Marielos Monzón  referente a las tierras que se han robado empresas y personas particulares inescrupulosas en la Sierra Santa Cruz de El Estor, Izabal. Por ese motivo las comunidades ancestrales de la Sierra llevan una lucha por la recuperación de su territorio demostrando fehacientemente que en efecto sus tierras han sido usurpadas.

Marielos Monzón

¡Se la robaron!

29 de abril de 1925. Se inscribe ante el Registro General de la Propiedad la finca 1371 (de Izabal) a favor del señor Carlos Enrique Estrada García, a quien supuestamente el general Manuel Lisandro Barillas, presidente de Guatemala entre 1886-1892, se la otorgó a través de un Acuerdo Gubernativo emitido como producto de una subasta pública a título gratuito. El Acuerdo no aparece por ningún lado -tampoco en el Archivo de Centroamérica- por lo que no se puede establecer su fecha de emisión, y el libro donde supuestamente se habría asentado la inscripción, está extraviado.

MARIELOS MONZÓN

30 de septiembre de 1985. En la escritura número 40 del notario René Meyer del Pozo se hace constar que el señor Carlos Enrique Estrada García (quien para ese entonces debió haber tenido más de 110 años) vendió la finca 1371 a favor del señor José Ovidio Guerra, y la propiedad fue desmembrada en dos nuevas fincas: la 1291 (Folio 163, Libro 43 de Izabal) y la 1293 (Folio 165, Libro 43 de Izabal).

29 de septiembre de 1997. La abogada Perla Ruth Castellanos de Loukota, requerida por el licenciado René Meyer del Pozo, firmó y selló un acta notarial en la que hace constar que la escritura pública número 40 de fecha 30 de septiembre de 1985, supuestamente autorizada ante los oficios notariales de Meyer del Pozo, es falsa: “El sello y la firma que aparece en la escritura no es el que yo utilizo (…) Además las hojas de protocolo de dicha escritura señala (sic) que la hoja faccionada corresponde al quinquenio 1993-1997 y la fecha y el testimonio de la escritura corresponde al año 1985”, afirma Meyer.

11 de abril de 2008. La subsecretaria general del Registro de la Propiedad, Wendy Godoy de González, en el acta 353-2008 hace constar las anomalías encontradas en las inscripciones y registros de las fincas 1291 y 1293, por lo que suspende las operaciones registrales y anuncia que se hará una denuncia ante el Ministerio Público, cosa que no sucede.

20 de agosto de 2013. La Sala Tercera de la Corte de Apelaciones del Ramo Civil y Mercantil otorgó un amparo parcial a 8 comunidades indígenas q’eqchís y suspendió durante dos años las inscripciones de las fincas 1371, 1291 y 1293, y todas las operaciones registrales que se derivan, para que durante este tiempo las comunidades puedan acudir a la jurisdicción ordinaria a solicitar la restitución de sus derechos.

Las 8 comunidades sostienen que las inscripciones, registros, compra ventas y desmembraciones que se han hecho son ilegales y violan el derecho de propiedad; que han tratado de resolver la situación jurídica sin que lo hayan conseguido, y por esta razón acudieron al amparo.

A partir de esta resolución, apegada a derecho, los magistrados que integran la sala han sufrido toda clase de ataques e improperios de quienes piensan que la sacrosanta propiedad privada sólo puede ser para los terratenientes, aunque las tierras sean robadas. Este amparo permite abrir el camino de la justicia y la restitución de derechos. Aquí no hay terrorismo, ni justicia ideologizada, aunque así lo quieran hacer ver las y los de siempre para los que Guatemala sigue siendo su finca, una patria de criollos.

Campesino continúa sin ser atendido en el hospital

Después de 18 horas de haber ingresado a la emergencia del hospital San Juan de Dios el campesino Carlos Guitz no ha sido ingresado al nosocomio para ser atendido médicamente.

De acuerdo con los familiares de Guitz, esta mañana, el personal médico encargado les ordenó ir a buscar un laboratorio privado para hacerle una resonancia magnética, pero no tienen el recurso suficiente para ello.

Ante esto hacemos un llamado a las autoridades de salud que tomen cartas en el asunto ya que existen nosocomios como el hospital Roosevelt en donde hacen ese tipo de exámenes sin ningún costo.

Guitz resulto con una herida de bala durante el desalojo extrajudicial llevada a cabo en la comunidad Xalaha, Cobán, Alta Verapaz, por el finquero Leonel Ponce y 30 de sus trabajadores. Hecho ocurrido el viernes pasado

Campesino continúa grave en el hospital

DSCN1777

Esta mañana se ha informado que Carlos Guitz, campesino que fue herido de bala durante el desalojo extrajudicial, ejecutado por el terrateniente Leonel Ponce y 30 de sus trabajadores en la comunidad Xalaha, Cobán, Alta Verapaz, será trasladado a un hospital de la capital ya que aparentemente está afectada su columna, porque “no siente sus pernas”.

Extraoficialmente se sabe que la bala ingresó al cuerpo de Guitz por la espalda, a la alturaDSCN1782 del pulmón izquierdo, con orificio de salida en la parte frontal.

Por su parte los campesinos que fueron golpeados brutalmente por Leonel Ponce y sus trabajadores durante el desalojo extrajudicial, el pasado viernes 8 de noviembre, pusieron la denuncia ante las autoridades competentes.

DSCN1778Relataron a las autoridades que temen por su vida y pidieron que quedara plasmado en el documento que cualquier agresión física o psicológica que puedan sufrir, ellos y su familia, en el futuro, será responsabilidad del finquero Leonel Ponce, ya que durante el desalojo extrajudicial éste los amenazó. Los golpeados fueron identificados como Juan Guitz y Víctor Pau.

5 campesinos heridos y 30 viviendas quemadas resultado de desalojo extrajudicial en Cobán

Un desalojo extrajudicial en la comunidad Xalaha Canguinic, Cobán, Alta Verapaz se llevó a cabo por el terrateniente Leonel Ponce, el hijo de éste y 30 de sus trabajadores, entre ellos 6 guardaespaldas.

El saldo es de cinco campesinos heridos, uno de gravedad, identificado como Carlos Isaías Guitz Pop, que tiene un disparo a la altura del pecho izquierdo, cerca del corazón, además hay 30 viviendas quemadas.

El desalojo extrajudicial se llevó a cabo, entre 9 y 10 de la mañana de este 8 de noviembre de 2013. A eso de las 14 horas Carlos Guitz fue ingresado a la sala de operaciones del hospital regional de Cobán y hasta el momento se desconoce su estado de salud.

Los familiares de Carlos Guitz han manifestado su temor de que el terrateniente regrese a la comunidad a agredir a algún miembro de las 260 familias que habitan en el lugar e incluso a terminar con la vida de los ahora heridos y golpeados.

Se ha informado que la Procuraduría de los Derechos Humanos ya tiene conocimiento de este nuevo atentado criminal en contra de familias indígenas Q´eqchí.

El Comité de Unidad Campesina –CUC- condena este hecho represivo y exige a las autoridades competentes del gobierno que detengan estos actos criminales en contra de las familias campesinas.